ISÁBENA. SANTA MARÍA Y CASTILLO DE MERLI

Santa María de Merli

Merli es un pueblo situado a 1250 metros de altitud, comunicado únicamente con la carretera del valle del Isábena a través de una carretera estrechísima cuyas cerradas curvas la hacen interminable. Dadas las circunstancias y con unos inviernos durísimos es normal que quede poca gente, pero el lugar es precioso. Añade a su atractivo un par de casas fuertes con sus torreones con aspilleras, que recuerdan los inseguros tiempos de los siglos XVII y XVIII.

Merli 1

En el cerro que domina el pueblo al noroeste está la antigua iglesia de Santa María de la que sólo quedan ruinas. Hay que llegar a ella desde el pueblo ascendiendo a campo traviesa por senderos casi perdidos, llenos de guijarros resbaladizos. Coordenadas UTM son: 31 T 0292764 y 4690938.

Resulta difícil entre los diversos fragmentos de muros esparcidos por el montículo identificar con seguridad ni siquiera la planta de la iglesia. Las hiladas de muros que se mantienen en mejor estado son los que correspondían al cementerio, que se usó hasta no hace muchos años cuando ya la iglesia era una completa ruina.

P1160207

Encima del cementerio parece reconocerse entre la vegetación la planta de lo que debió ser la iglesia.

P1160211

Del muro oeste quedan algunos restos.

P1160210

En el muro sur donde se conservan unas hiladas de piedras, éstas se interrumpen en un pequeño tramo donde probablemente pudo estar la puerta. La parte situada más al este, la del ábside, es la más enmascarada por la vegetación.

P1160209

A mitad de camino entre el pueblo y las ruinas hay la base de un crucero, trabajada y de buena calidad, que tal vez sostenía la cruz que actualmente hay frente a la iglesia parroquial.

Base crucero5

La iglesia parroquial de construcción tardía conserva una portada de tradición románica, del siglo XIII, que proviene de esta iglesia. La portada, situada al sur, la enmarcan tres arquivoltas boceladas. Las dovelas descansan en una imposta biselada adornada con espirales y las arquivoltas sobre una continuación de dicha imposta, que a su vez se apoya capiteles decorados con reticulado, que rematan columnas monolíticas, con la base estriada. En las bases de las columnas se reconoce la cabeza de un animal inidentificable. La puerta de madera muestra un interesante claveteado mudéjar parecido al de la catedral de Roda.

P1160199

IPportadaimpostadcha. IPportadaimpostaizq.

Otros elementos de esta iglesia nueva, aunque ya no románicos, deben provenir de la antigua como el sillar que se halla en la ventana situada sobre la portada en el que se lee: “15 RELIQUIAS IHS SANTAS 94”. Los números 1 y 5 del principio hay quienes los leen como letras y lógicamente no interpretan bien la fecha.

P1160196

En el interior puede que haya otros objetos del mismo origen, pero en Merli es imposible acceder a la iglesia: nadie tiene la llave, nadie sabe nada, “eso es de los curas y el pueblo no tenemos nada que ver”, … Tampoco ellos la deben usar mucho pues en el porche de entrada crecen libremente plantas de todo tipo. La “mejora” de los últimos años ha consistido en cerrar la reja que da acceso al interior del pórtico con lo cual se dificulta la contemplación de la portada.

P1160197

La iglesia de Santa María de Merli es citada en 1023. Fue consagrada en 1122 por San Ramón, siendo dedicada a Santa María y San Clemente. A partir del siglo XIV quedó vinculada a San Vicente de Roda. Desde la desamortización la iglesia se fue abandonando hasta que la portada y otros elementos fueron trasladados a la nueva iglesia parroquial dedicada a San Antonio de Padua.

Más arriba, unos metros al este de las ruinas de la iglesia quedan unas hiladas de piedras irregulares, con algún sillar escuadrado, en el punto más alto del montículo. Esos restos la gente del pueblo aún los identifica con el castillo.

P1160205

El recinto sólo es accesible desde el sur, en el resto las rocas hacen de defensa natural.

El castillo aparece documentado en 1212. Después de pertenecer a diversos señores este castillo pasó en 1321 a la señoría del capítulo de Roda, que lo conservó hasta la desamortización en 1843.

Bibliografía:

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 446-448.

Enciclopedia del Románico en Aragón. Vol. III, Fundación Santa María la Real del Patrimonio Histórico, 2017, p. 1202.

GAVÍN I BARCELÓ, Josep Mª.: Inventari d’esglésies, vol 2, Baixa Ribagorça, Alta, Vall d’Aràn, Arxiu Gavín, 1978, p. 138.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, tomo III, Prames, Zaragoza, 2004, p. 60-62.

Anuncios

ISÁBENA. NUESTRA SEÑORA DE LA FEIXA DE SERRADUY

Nuestra Señora de la Feixa

Al nordeste de Serraduy, por una pista en fuerte subida de 1’6 Km que sale a la izquierda al llegar a la Vileta. También se puede ir por un camino de herradura que sale de la Vileta y conduce en cuarenta minutos a la ermita. Las coordenadas UTM de la ermita son: 31 T 0301876 y 4688876.

Desde el suoesteIglesia de una nave con bóveda de cañón, reforzada en principio por tres arcos fajones de medio punto, que parten de pilastras. El arco central ha desaparecido y sólo conserva las pilastras. El quitar hace pocos años el encalado de bóveda y arcos permite percibir la estructura del conjunto.

Interior

Interior

El ábside semicircular en época incierta fue sustituido por una sacristía trapezoidal, conservándose los dos arcos presbiteriales de medio punto, formados por estrechas dovelas. En la restauración efectuada a principios de siglo se derribó la sacristía y se colocó, tras los arcos mencionados, un nuevo ábside que imita los románicos -hasta con unos cuantos sillares colocados a tizón entre gruesos tendeles de cemento- con un sentido de la restauración como mínimo dudoso.

Ábside inventado

Cabecera inventada

Al norte está la sacristía-trastero, accesible desde una puerta situada en el presbiterio. Muy rehecha con cemento, era parte de la cabecera trapezoidal que fue derribada para colocar el nuevo ábside. Se ilumina a través de su pared este mediante un ventanal realizado con ladrillos de vidrio en una muestra más de las rarezas de determinada forma de restaurar.

En la restauración mencionada se eliminó también el coro añadido a los pies en época barroca. Este tramo queda un peldaño más bajo que el resto de la nave.

El suelo de nave y ábside es mayoritariamente de baldosas rojizas, aunque en algunos fragmentos se conservan las losas irregulares primitivas.

Una capilla añadida al sur, tocando al frontis, oculta parcialmente la puerta original, de arco de medio punto dovelado, tabicada, que forma al interior una especie de capilla, ya que es por dentro de arco de medio punto, también dovelado, mayor que el exterior.

Portada original medio tapada por la capilla

Portada original medio tapada por la capilla

Puerta original. Interior

Portada original. Interior

La capilla  es accesible a través de un arco de medio punto dovelado y se cubre con bóveda de cañón. Está dos peldaños más baja que la nave. Formando parte de uno de esos peldaños hay un par de grandes dovelas que no se me ocurre de dónde pueden proceder porque no se ajustan al tipo utilizado en ninguna de las puertas. La capilla se ilumina mediante una ventana aspillera con derrame al interior, situada en el muro este.

Capilla

Capilla

Dovela formando parte de un peldaño de acceso a la capilla

Dovela formando parte de un peldaño de acceso a la capilla

También en la fachada sur hay otra puerta de medio punto, dovelada, con dintel al interior, que es la puerta de acceso actual. Hay que subir tres peldaños para acceder a ella. A ambos lados de la puerta hay un banco de piedra adosado.

Portada

Portada

En el mismo muro sur, más hacia la cabecera hay una ventana de arco de medio punto, de doble derrame. Entre la puerta y la ventana se levanta un grueso contrafuerte.

Desde el sudeste 1A la derecha de la puerta de entrada está, incrustada en el muro, la pila de agua bendita, sin decorar.

Pila benditera

Pila benditera

En el muro de poniente hay otra portada de arco de medio punto, formado con estrechas dovelas, que es de arco rebajado por el interior. En la madera de la puerta está pintado: “1888 AVE MARIA”. Esta fecha probablemente corresponda a las reformas que se efectuaron en esta zona de la iglesia, quizás incluyendo las del campanario.

Portada en muro oeste

Portada en muro oeste

Sobre esta portada hay una ventana geminada con parteluz cilíndrico, dovelada al interior, reparada quizás en la reciente reforma en la que se restauró todo este muro occidental por el interior.

Ventana geminada en muro oeste

Ventana geminada en muro oeste

En la pared sur, en su parte más occidental, se alza un campanario de espadaña de un gran ojo, cegado parcialmente con ladrillo para que en su interior se abran actualmente un óculo y dos ojos que albergan las campanas.

Espadaña

Espadaña

El aparejo es de sillarejo irregular, rústico, bien alineado. Los muros, sobre todo el sur, muestran restos de haber estado revocados. En el muro oeste se ven agujeros de andamiaje. El muro norte en su parte occidental es más grueso que los demás.

Muro norte

Muro norte

La cubierta es de tejas y alguna losa, fruto de la reciente restauración. Resulta curiosa la inclinación a un solo lado –al norte- de la zona de poniente debida a la situación del campanario.

La talla en madera de Nuestra Señora de la Feixa fue destruida en 1936.

Una imagen actual de la Virgen preside el presbiterio, que queda dos peldaños más alto que la nave.

Presbiterio

Presbiterio

Esta ermita fue consagrada por primera vez en 1018, época a la que debe corresponder la estructura original del templo. La segunda consagración es de 1196, lo que indica que alguna catástrofe debió afectar a la construcción primitiva pues no creo que se tratase de una pequeña reforma. El santuario tuvo siempre una gran devoción popular, especialmente desde 1671, fecha en que se creó una cofradía religiosa y de ayuda mutua. Después de la guerra de Sucesión el santuario fue asaltado por una partida austriacista. Consta una reparación de las cubiertas de 1733.

Se celebra una romería el lunes de Pascua.

La Asociación de Amigos de Serraduy se ha preocupado durante los últimos años de la rehabilitación de esta ermita.

Al sudeste de la iglesia se levanta la casa del ermitaño, cuyo abandono no parece que venga de muy antiguo, lo que sería explicable por la gran devoción que ha tenido desde siempre en la comarca este santuario.

Casa del ermitaño

Casa del ermitaño

El entorno es espectacular, debido a la situación bajo la montaña y sus cuevas y la amplitud de la panorámica hacia el sur y el oeste.

P1050439

Bibliografía:

ARAMENDÍA, José Luís: El Románico en Aragón, vol. I, Cuencas del Noguera Ribagorzana y del Isábena, Librería General S.A., 2001, p. 233-234.

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 449-450.

Enciclopedia del Románico en Aragón. Vol. III, Fundación Santa María la Real del Patrimonio Histórico, 2017, p. 1353-1356.

GAVÍN I BARCELÓ, Josep Mª.: Inventari d’esglésies, vol 2, Baixa Ribagorça, Alta, Vall d’Aràn, Arxiu Gavín, 1978, p. 182.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo IV, Prames, Zaragoza, 2004, p. 106-110.

ISÁBENA. SAN SEBASTIÁN DE SERRADUY

San Sebastián de Serraduy

En el kilómetro 29 de la carretera del Isábena, a mano izquierda en dirección a Serraduy hay un campo. Se tiene que bordear y penetrar en un bosquecillo de robles. Hay muchos muros: restos de antiguos corrales y caminos. Entre ellos se hallan los restos de la ermita de San Sebastián. Coordenadas UTM: 31 T 0298918 y 4687557.

Únicamente queda un trozo de ábside semicircular formado con sillarejo alineado.

P1050551Curiosamente en las fotografías se aprecia que se conserva en idéntico estado  que en la fotografía que tomó Gavín en 1977.

P1050552Es muy difícil fechar una construcción, más cuando carecemos de datos escritos. Únicamente en la memoria de la gente de Serraduy se conserva el recuerdo de la ermita y su ubicación.

El aparejo induce a considerarla de época altomedieval sin más precisiones.

Bibliografía:

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 88.

GAVÍN I BARCELÓ, Josep Mª.: Inventari d’esglésies, vol 2, Baixa Ribagorça, Alta, Vall d’Aràn, Arxiu Gavín, 1978, p. 180.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo IV, Prames, Zaragoza, 2004, p. 114.

ISÁBENA. CATEDRAL DE SAN VICENTE DE RODA

San Vicente de Roda

La iglesia del conjunto catedralicio de Roda está situada en la parte alta de la población. Sus coordenadas UTM son 31 T 0296212 y 4685120.

Es de origen románico, con añadidos y modificaciones de toda época, sobre todo de los siglos XVII y XVIII.

Se trata de un edificio de planta basilical de tres naves y tres ábsides semicirculares. Las naves están sostenidas por tres arcos fajones algo apuntados y separadas por arcos formeros soportados por pilares cruciformes. La bóveda de la nave central es de cañón apuntada, las de las naves laterales, de arista, recompuestas con piedra tosca.

InteriorLos ábsides se cubren con bóvedas de cuarto de esfera. Exteriormente muestran  decoración lombarda en las arcuaciones y lesenas.

El ábside sur tiene una ventana central original de doble derrame y otra lateral de estilo renacentista.

Ábside sur

Ábside sur

El central muestra tres ventanas de arco de medio punto y doble derrame, y sobre ellas un óculo en la parte superior. A nivel de la cripta tiene otras dos ventanas de medio punto con derrame al interior en la zona central y una similar al sur a mayor altura, fruto de alguna reforma.

Ábside central

Ábside central

El ábside norte fue destruido para transformarlo en sacristía y la obra actual es una reconstrucción de hace unos años.

Ábside norte

Ábside norte

Hay una cripta bajo el presbiterio, muy elevado respecto a la nave, que queda dividida en tres espacios. El espacio central está dividido en tres naves, separadas por diez columnas en dos hileras; los dieciocho tramos formados se cubren con bóvedas de arista.

Cripta. Nave central

Cripta. Nave central

Cripta. Nave norte

Cripta. Nave norte

Cripta. Nave sur

Cripta. Nave sur

DSCN3799

Cripta. Detalle de una de las bóvedas de arista

En el lugar del altar está el sarcófago de San Ramón (del siglo XII), sostenido por un bloque de ladrillos. Conserva restos de policromía. En la cara frontal tiene representados la Anunciación, la Visitación, el Nacimiento de Jesús y la Adoración de los Reyes Magos.

Frontal del sarcófago

Frontal del sarcófago

Sarcófago. La Anunciación

Sarcófago. La Anunciación

La Visitación

Sarcófago. La Visitación

Sarcófago. El Nacimiento

Sarcófago. El Nacimiento

Sarcófago. La Adoración de los Reyes Magos

Sarcófago. La Adoración de los Reyes Magos

En un lateral se representa la huida a Egipto y, en el otro, la figura de un obispo (San Ramón) entre dos diáconos.

La huída a Egipto

La huída a Egipto

DSCN3807

San Ramón

En la bóveda del ábside hay dos nichos con rejas y urnas barrocas, en las que se guardan las reliquias de San Ramón y San Valero, que hasta 1650 estuvieron en el sarcófago citado y en una arqueta del XII, de la que se robaron los esmaltes en 1979.

DSCN3809

Urna funeraria con reliquias

DSCN3810

Urna funeraria con reliquias

Frente al acceso a la cripta está la pila bautismal galllonada.

DSCN3793El espacio norte de la cripta ha sido modificado, pero conserva pinturas de finales del XIII, si bien las dataciones oscilan, según los diversos autores, desde inicios del XII a principios del XIV. Este espacio durante muchos años guardó cerrado por un grueso muro y doble puerta de triple llave la llamada sala del tesoro, que contenía el archivo, depósitos para el aceite de las lámparas y arcones para las pertenencias de los miembros del cabildo.

También alberga la arqueta con esmaltes (robados por Erik el Belga y algunos recuperados) que guarda los restos de San Valero

DSCN3828

Preside el fondo del ábside el Pantocrátor con el Tetramorfos, teniendo debajo un calendario con los meses del año con trabajos agrícolas y algunos de los signos zodiacales correspondientes.

DSCN3831A la izquierda, los tres primeros meses aparecen más bien como signos zodiacales: Acuario, Piscis y Aries. La cuarta figura (abril) es una mujer con flores en las manos (la primavera). La quinta (mayo) está muy deteriorada.

DSCN3834Al otro lado de la ventana están los siete meses restantes -es clara la asimetría-. Primero, hay un campesino con la guadaña (junio). A continuación, otro con la hoz (julio). Le sigue otro en la trilla (agosto) enarbolando el mayal (en este caso con finalidades pacíficas). Setiembre es significado por un personaje vendimiando. Octubre por uno que trasega el vino. En la siguiente escena se alimentan los cerdos con las bellotas que el cuidador hace caer de una carrasca (noviembre). En la última escena (diciembre) dos personajes están ante una mesa dispuestos a comer (tal vez algún ágape navideño).

DSCN3835En el intradós del arco presbiterial están pintados motivos vegetales y en el extradós el bautismo de Jesús y San Miguel con el demonio pesando las almas.

DSCN3841DSCN3840El espacio sur, totalmente modificado, pasó muchos años soterrado. Ha sido puesto al descubierto no hace muchos años.

Sobre la cripta está el presbiterio, muy elevado respecto a la nave. El altar está sustentado por cuatro esculturas románicas de ángeles, que antes sostenían el sepulcro de San Ramón.

DSCN3827Preside el ábside un Calvario, en el que las figuras de Cristo y la Virgen (la imagen del Cristo fue quemada en 1936) son recientes. La única original es San Juan (robada en 1979 por Erik el Belga y posteriormente recuperada).

DSCN3826La nave norte se cubre con bóvedas de arista reconstruidas.

Nave norte

Nave norte

Las nave sur es fruto de una suma de modificaciones y reconstrucciones. En ella se halla la Virgen de Estet, que puede ya calificarse como gótica.

DSCN3849

Virgen de Estet

Al sur, la torre campanario y el pórtico neoclásico (1728) amparan la portada.

Roda Desde sudesteÉsta, de principios del XIII, consta de cinco arquivoltas en gradación que descansan sobre columnas y capiteles historiados. El guardapolvo está decorado con puntas de diamante y las impostas en que descansan las arquivoltas con tijas vegetales y palmas.

Portada

Portada

Imposta y capiteles lado oeste

Imposta y capiteles lado oeste

Imposta y capiteles lado este

Imposta y capiteles lado este

En los capiteles están representadas diversas escenas. En los del lado oeste, de izquierda a derecha, según el espectador, primero se ve un hombre genuflexo ante una mujer que señala una hoja. Iglesias lo interpreta como una representación del pecado original, lo que parece excesivamente forzado. Una interpretación alternativa es la de J: R: Ugarte que ve ahí la sibila de Cumas sosteniendo la rama dorada que necesita Eneas para descender a los Infiernos.

Capitel 1A continuación, un arcángel lucha contra un monstruo de múltiples cabezas.

Capitel 2Sigue el sacrificio de Abraham, aunque falten el ángel y el carnero sustitutorio para el sacrificio, no veo dudosa la interpretación.

Capitel 3 Después aparece un obispo (¿San Ramón?) entre dos ayudantes.

Capitel 4La psicostasis sería el tema del siguiente capitel, a pesar  de que el desgaste no permita asegurar que el objeto entre el ángel y el diablo sea una balanza.

Capitel 5En el último capitel de ese lado se ve una mujer (¿la Virgen?) entre dos varones. Iglesias ve la presentación en el templo, pero el niño no aparece y tampoco Ana, la profetisa. Además las tórtolas (sí es que lo son) las llevaría José y no María.

Capitel 6Al lado este, siguiendo el mismo orden, está primero la huida a Egipto.

Capitel 7En el segundo capitel la lucha entre un caballero y un león.

Capitel 8En el tercero, la Adoración de los Reyes.

Capitel 9En el cuarto, la Visitación en presencia de San José.

Capitel 10En el quinto, el Nacimiento.

Capitel 11Y finalmente, en el último, la Anunciación.

Capitel 12El campanario es de ladrillo, octogonal, dividido en dos cuerpos y rematado por una cúpula piramidal. Aprovecha al este parte de un muro de una torre anterior medieval, reconocible por el aparejo y restos de una lesena angular. En la fachada sur tiene también dos ventanas originales de doble derrame.

Campanario desde el este

Campanario desde el este

El aparejo es rústico, de piedras irregulares, en la obra primitiva, apreciable en algún fragmento de los muros periféricos, en el arranque de algunas bóvedas de arista, en los espacios presbiteriales y en parte de la cripta. Las bóvedas de la nave central y algunos tramos de las naves laterales tienen sillares bien cortados, de época posterior a la obra original.

Al oeste de la iglesia está el coro, cerrado por una verja, obra como la actual cubierta del siglo XVIII. El órgano es de 1653, obra de Martín Peruga, y fue restaurado en 1974.

Coro

Coro

En un espacio abierto al sur, al oeste de la entrada, se conservan diversos objetos considerados pertenecientes a San Ramón –algunos de ellos recuperados tras el robo de 1979- como la silla, reconstruida a partir de los fragmentos que quedan, la mitra, el sudario, el guante y las sandalias

DSCN3815Al norte de la iglesia, a nivel del presbiterio, está el claustro, accesible desde la iglesia por un portal dovelado de época tardía. Más al oeste hay restos de otra puerta que quizás fue la original.

Portada de comunicación entre el claustro y la iglesia claustr

Portada de comunicación entre el claustro y la iglesia

Alrededor de un patio central con un gran aljibe, tiene cuatro galerías cubiertas con envigado apoyado sobre arcadas de medio punto en diagonal en cada ángulo y sobre un porche.

Claustro. Alas norte y oeste

Claustro. Alas norte y oeste

Claustro. Desde la galería norte

Claustro. Desde la galería norte

Claustro. Galería norte

Claustro. Galería norte

El porche está formado por arcos de medio punto sobre una hilera de columnas monolíticas que descansan en un podio continuo, en los ángulos hay pilares rectangulares. En los capiteles y en las bases se ven aún los agujeros de los anclajes de las piezas (posiblemente de madera) que cerraban el claustro.

Columnata de la galería oeste

Columnata de la galería oeste

La decoración de los capiteles es sencilla, muchos sólo con volutas o mayoritariamente de temática vegetal.

Capitel con volutas

Capitel con volutas

También están representados algunos animales. En un capitel de la galería sur un asno en una cara y una especie de simio, o ¿perro?, en otra que parece morderle la cola al asno.

Capitel galería surCapitel galería sur 2En otro capitel de la misma galería se ve un caballo.

Capitel galería sur 3Tanto en la cara interna como en la externa de los arcos, así como en las paredes que rodean el claustro hay muchas inscripciones necrológicas medievales.

CIMG9680CIMG9682CIMG9689DSCN2612DSCN2633Sobre los arcos se extiende un friso ajedrezado. Al nordeste del claustro una puerta lo comunica con el exterior.

Puerta de acceso al claustro desde el exterior

Puerta de acceso al claustro desde el exterior

Las dependencias del ala norte y de la oeste del claustro han sido modificadas para construir un restaurante y las cocinas. Al norte del claustro está el antiguo refectorio transformado en restaurante, cubierto con bóveda apuntada y que conserva en la cabecera, al este, pinturas góticas del siglo XIV inidentificables.

Portada al refectorio

Portada al refectorio

En el ala este se conserva un fragmento de muro en opus spicatum, posiblemente perteneciente a una obra anterior.

Opus spicatum en el muro este del claustro

Opus spicatum en el muro este del claustro

También hay una puerta con arco de medio punto sobre capiteles y con molduras en bocel, y la sala capitular, cubierta con envigado y abierta a la galería mediante una serie de arcos sobre columnas.

Arcadas de acceso a sala capitularAdosada a la sala capitular está la capilla de San Agustín con bóveda de cañón, ábside semicircular y una ventana de doble derrame. El fondo del ábside de esta capilla está decorado con pinturas murales, muy mal conservadas, que representan el Pantocrátor rodeado por el Tetramorfos, casi desaparecidos, situados encima de una serie de profetas, apóstoles y santos. Los especialistas consideraban estas pinturas emparentadas con las de San Clemente de Tahull y San Pedro de Burgal, actualmente se adjudican al Maestro de Pedret.

Ábside de la capilla de San Agustín

Ábside de la capilla de San Agustín

P1010143

Capilla de San Agustín

P1010144

Capilla de San Agustín

Capilla de San Agustín

Capilla de San Agustín

P1010142

Capilla de San Agustín

San Vicente de Roda fue consagrada en 956. Destruida, a principios del siglo XI, por Abd-al-Malik, y consagrada de nuevo en 1035. El año 1068 Sancho Ramírez restauró la sede episcopal, que se hallaba en muy mal estado. En 1107 fue consagrada la capilla de San Agustín, que era el oratorio para la enfermería del capítulo, y en 1125 la cripta central. Durante este período se construyó también el claustro y otras dependencias. A principios del siglo XII se desplazó la sede de la diócesis a Barbastro, pero de allí fue expulsado violentamente San Ramón en 1115 y en 1143 se suprimió dicha diócesis. En 1149 se trasladó definitivamente la sede de Roda a Lérida.

Después del traslado de la sede, el capítulo de Roda siguió teniendo amplias posesiones y rentas hasta finales del siglo XVIII en que se convirtió en una simple colegiata, pero aún duró el cabildo hasta la desamortización (1843).

En el Renacimiento se reformaron algunas dependencias y se retocaron algunos elementos del conjunto, pero las grandes reformas se hicieron en el siglo XVIII, después de la ocupación francesa. Se rehicieron las bóvedas y se reformó el tejado, se abrió el gran ojo de buey al fondo de la nave central, que se había alargado para colocar el coro y el órgano, se modificó el campanario, se transformó la fachada sur en estilo neoclásico, se cerró la puerta a los pies, se abrió la capilla de San Sebastián y un nuevo acceso al claustro.

El capítulo catedralicio seguía primero la regla aquisgranesa hasta que en 1092 se transformó en canónica agustiniana.

El año 1864 se trasladó al Archivo Capitular de Lérida lo que quedaba del fondo medieval de Roda. El códice más importante (Códice de Roda) se guarda en la Academia de la Historia en Madrid.

La iglesia fue declarada Monumento Nacional en 1924.

En 1936 desapareció casi por completo el retablo del siglo XVI que presidía el altar mayor, obra de Gabriel de Joli, y fue quemado, como ya se ha mencionado, un gran Cristo de madera

Las estructuras de la catedral fueron limpiadas y consolidadas entre 1960 y 1980 en trabajos dirigidos por el arquitecto Francisco Pons Sorolla y Arnau.

Desaparecieron gran parte de los objetos de su patrimonio en un robo efectuado en diciembre de 1979 por la banda de Erik el Belga. Más tarde se recuperaron algunas piezas, como la talla en madera de San Juan y algunos fragmentos de la silla llamada de San Ramón.

En la iglesia conserva también retablos góticos, que por su tamaño no desaparecieron en el robo.

Otros objetos se hallan en el Museo Diocesano de Lérida: el arca relicario de San Ramón, la casulla y la capa pluvial de San Vicente, la capa pluvial de San Pedro y la capa pluvial para funerales.

Junto a la Catedral se alza el palacio prioral del siglo XVI.

Palacio del Prior

Palacio del Prior

Bibliografía:

ARAMENDÍA, José Luís: El Románico en Aragón, vol. I, Cuencas del Noguera Ribagorzana y del Isábena, Librería General S.A., 2001, p. 240-261.

BENEDICTO SALAS, Roberto y GALTIER MARTÍ, Fernando: La arquitectura  románica de los maestros lombardos en Aragón. las primeras fases constructivas de la catedral de san Vicente de Roda de Isábena (Huesca). Mira Editores, Zaragoza, 2012.

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 387-444.

Enciclopedia del Románico en Aragón. Vol. III, Fundación Santa María la Real del Patrimonio Histórico, 2017, p. 1285-1317.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo III, Prames, Zaragoza, 2004, p. 284-303.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Roda de Isábena, Historia y arte, DDPCB, Huesca, 1989.

VILLANUEVA I ASTENGO, JAIME: Viaje literario a las iglesias de España, vol. XV, Madrid, 1851, p. 131-207 y 314-335.

CAPELLA. PUENTE

Puente de Capella

Atraviesa el Isábena, al sur de la población. Sus coordenadas UTM son 31 T 0285144 y 4674723.

Puente de ocho ojos. Su perfil es con elevación central, de los denominados de espalda de asno.

Puente 6

Tiene una longitud de más de cien metros y una anchura de 2,70, que es notoria para este tipo de puentes.

Cruza de noroeste a sudeste, que corresponden al margen derecho e izquierdo del río, respectivamente.

El ojo mayor es de perfil apuntado, los restantes –dos al sur y cinco al norte- de arco de medio punto, formados todos con dovelas alargadas. El arco mayor, juntamente con el que le sigue hacia el norte son los únicos por donde pasa el agua continuamente. Por el ojo más al sur y los tres más al norte hace muchos años que no pasa agua. Los dos más occidentales están bastante hundidos en el terreno, sobre todo el último que puede pasar desapercibido.

Puente 2

Entre los arcos tiene tajamares triangulares, tanto aguas arriba como aguas abajo, excepto entre los dos últimos arcos al norte. El tajamar del arco mayor del lado derecho es escalonado y ha sido reforzada su base recientemente. En este puente, como en otros, estos tajamares servían también como ensanchamientos en la parte superior a la hora de cruzar el puente.

DSCN2307

Los arcos mayores conservan los agujeros de las cintras, en el mayor aún se ven maderos.En el segundo arco contando a partir del margen izquierdo, hay un zócalo bien marcado.

Puente 7

Los sillares son grandes, bien tallados y colocados a soga y tizón.

El pretil del puente ha sido reformado muchas veces, en la actualidad se presenta formado por losas grandes cuadrangulares en la base y otras más alargadas arriba, en el arco central la mayoría de estas últimas son completamente nuevas. Recientemente se ha rehecho su pavimento.

Calzada desde la orilla izquierda

Calzada desde la orilla izquierda

Podría fecharse entre los siglos XIII y XIV, si bien con todas las dudas que ofrece la datación de estas obras de las que no hay documentación. Además hay reformas de épocas posteriores, incluso algunas bien recientes.

Este puente atravesaba el Isábena para emprender el camino que cruzaba la sierra y conducía a Castarlenas.

Hasta 1993, año en que se inauguró un nuevo puente, fue la única comunicación que tenían los habitantes de Capella para cruzar a la orilla opuesta. Poco después se iniciaron obras de rehabilitación.

En Catalunya Romànica indican que tiene seis ojos y en muchas otras publicaciones siete. Esto último es comprensible pues el ojo más occidental es muy pequeño y está bastante enterrado como para pasar desapercibido, pero lo de seis no se acaba de entender.

Primer ojo de la orilla derecha

Primer ojo de la orilla derecha

Bibliografía:

ARAMENDÍA, José Luís: El Románico en Aragón, vol. I, Cuencas del Noguera Ribagorzana y del Isábena, Librería General S.A., 2001, p. 272-274.

Enciclopedia del Románico en Aragón. Vol. III, Fundación Santa María la Real del Patrimonio Histórico, 2017, p. 1042-1044.

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 355.

ISÁBENA. SAN MARTÍN DE COSCOLLA

San Martín de Coscolla

Al sudoeste de Roda, cerca del GR 18.1, por una pista de unos tres kilómetros que sale de la carretera poco antes de llegar a Roda. A pie, sin subir a Roda, hay que coger el GR 18.1 en dirección a Güel, aunque el camino se ha desmoronado en algunos tramos, y en una hora y media se atraviesa la pista antes mencionada. El mas de San Martín queda a corta distancia a la izquierda, siguiendo la pista. Sus coordenadas UTM son: 31 T 0294932 y 4684765.

Esta iglesia fue la capilla del mas de Sanmartín, que se halla en completa ruina desde hace bastantes años.

Es de una nave cubierta con bóveda de cañón. El ábside fue derruido y en su lugar se abrió una puerta de acceso para usar la iglesia como almacén. Aún puede reconocerse en el suelo la semicircunferencia absidal.

Desde el nordeste

Desde el nordeste

A ambos lados de donde estuvo el ábside hay sendas capillas cuadrangulares, a las que se accede a través de un arco dovelado de medio punto y se cubren con bóveda de cañón. Con el ábside debían formar un curioso crucero. En la capilla norte la parte inferior del muro exterior es algo curva, quizás en el proyecto inicial había una cabecera de tres ábsides, que sería muy peculiar en esta zona. La capilla sur tiene una ventana rectangular de doble derrame.

Capilla norte

Capilla norte

Capilla sur

La portada de arco de medio punto, formado por grandes dovelas, se abre al sur. Actualmente está tabicada con buenos sillares. Por le interior es de arco rebajado. En Catalunya Romànica la califican de puerta original, pero sus características hacen pensar más en una reforma de la primitiva, de época renacentista.

Portada

Portada

Portada. Interior

Portada. Interior

Al oeste está el campanario de espadaña de dos ojos, que tiene debajo una ventana rectangular de doble derrame.

Desde el sudoeste

Desde el sudoeste

A los pies hay un regruesamiento en el muro a media altura y en los muros laterales agujeros cuadrangulares que pueden hacer suponer sirvieron para incrustar las vigas de un desaparecido coro.

El aparejo combina sillares regulares y pulimentados con otros más rústicos, colocados en hiladas regulares. Destacan por su buena calidad los sillares que componen la bóveda y los de la espadaña.

Interior

Interior

Es una lástima las obras que se hicieron para usar esta iglesia como almacén, pues sería un excelente ejemplar del románico del siglo XII. Aunque nadie dice recordar haber visto esta iglesia completa, la conservación de la bóveda y los arreglos con cemento de buena parte de los muros, la cubierta de uralita y la moderna viga que forma la actual entrada hacen pensar que no hace tantos años que dejo de usarse como capilla

Al otro lado de la pista están los restos de la que fue Casa Sanmartín, de la que los habitantes mayores de los alrededores han oído contar que fue la casa de un consejero del rey Pedro de Aragón, sin más especificaciones sobre el numeral. Quedan parte de las bodegas, alguna ventana labrada, un arco de medio punto dovelado y un fragmento de la torre cuadrangular, que por la altura conservada hay que suponer de por lo menos tres pisos. El lugar debió tener su importancia dado el tamaño de la casa y también la cantidad de sillares pulimentados esparcidos por los alrededores, que quizás debieron pertenecer a construcciones desaparecidas.

Restos del torreón

Restos del torreón

Bodegas

Bodegas

El lugar de Coscolla y la iglesia ya aparecen citados a fines del siglo X.

Bibliografía:

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 444-445.

Enciclopedia del Románico en Aragón. Vol. III, Fundación Santa María la Real del Patrimonio Histórico, 2017, p. 1318-1319.

GAVÍN I BARCELÓ, Josep Mª.: Inventari d’esglésies, vol 2, Baixa Ribagorça, Alta, Vall d’Aràn, Arxiu Gavín, 1978, p. 174.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo III, Prames, Zaragoza, 2004, p. 306-307.

ISÁBENA. SANTA MARÍA DE NOCELLAS

Santa María de Nocellas

Desde la Puebla de Roda hay que coger la carretera que va a Merli, a los 9,2 Km, cerca ya de Merli, sale a la izquierda una pista que en un prolongado y, en algún tramo, difícil descenso conduce en 1,9 Km a Nocellas. Las coordenadas UTM de la iglesia son: 31 T 0291590 y 4691267.

Nocellas está formado por dos núcleos: uno algo alejado hacia el sur en un montículo y otro más al norte, al lado de la pista. Centra este último la iglesia parroquial, que aún permanece en pie aunque difícilmente por mucho tiempo.

Nocellas9

Iglesia de una nave cubierta con bóveda de cañón sobre un arco fajón, que arranca de sencillos resaltes en el muro.

Interior

Interior

Bóveda

Bóveda

Encabeza la nave un ábside poligonal, precedido por un largo presbiterio cubierto con bóveda de cañón. Conserva, deteriorado, el altar adosado al fondo, restos de las peanas del retablo desaparecido y algún resto de pinturas. Interiormente no es visible la ventana monolítica de arco de medio punto que lo iluminaba. Otra pequeña ventana rectangular se abre en el presbiterio en el muro sur.

Äbside

Ábside

Presbiterio

Presbiterio

Hay una capilla a cada lado. A ambas se accede mediante arcos de medio punto y se cubren con bóvedas de cañón. Ambas capillas se iluminaban por una ventana de arco de medio punto con derrame interior, pero en la capilla sur la ventana fue cegada y transformada en una hornacina, al tiempo que se abría otra ventana similar más pequeña más al oeste. La capilla norte conserva el altar, la sur sólo la base. En la capilla sur,  al este, hay un absidiolo cubierto con bóveda de cañón, con un nicho a cada lado y que conserva señales de haber estado cerrado por una puerta.

Capilla norte

Capilla norte

Iglesia parroquial. Capilla sur1

Capilla sur

Portada al sur con todas sus dovelas expoliadas. La protege un pórtico posterior con bancos de piedra a ambos lados. En la clave del pórtico se lee: “AÑO I?26”, siendo la segunda cifra absolutamente ilegible, aunque supongo que debía ser un 7, lo que nos daría un indicador claro de la época de algunas reformas. Hay que descender dos peldaños hasta la nave.

Portada

Portada

Pórtico

Pórtico

Clave del pórtico

Clave del pórtico

Hay otra puerta enfrente, en el muro norte, con dintel de madera sobre jambas trabajadas y dovelada interiormente. En el exterior debió desaparecer el arco de medio punto dovelado que la cerraba, reforma manifiesta en el grosero aparejo que rellenó el hueco.

Puerta norte

Puerta norte

Puerta norte. Interior

Puerta norte. Interior

Al norte del presbiterio una puerta de arco rebajado con dintel interior da paso a la sacristía, cubierta con bóveda de cañón muy rústica. En la esquina sudeste conserva una pila incrustada en la pared. Tiene una ventana cuadrada abierta al este. Actualmente la sacristía es accesible desde el exterior pues ha caído parte del muro norte.

Sacristía

Sacristía

A poniente hay un coro de madera, al que se accede por una escalera, prácticamente hundida, adosada al muro sur.

Restos del coro

Restos del coro

A la izquierda de la puerta se nota de donde fue arrancada la pila de agua bendita.

El suelo es de baldosas rectangulares.

A los pies se levanta el campanario de torre. En el primer cuerpo se abre una ventana de medio punto, dovelada, en cada cara, menos en la cara oeste que son dos, todas ellas tapiadas. En el cuerpo superior la distribución de las ventanas es la misma, excepto que no hay en la cara este y todas permanecen abiertas.

Campanario

Campanario

Quedan restos de pinturas, florales y geométricas con alguna figura, probablemente del siglo XVIII, en el arco fajón y en algunos puntos de la bóveda, de la capilla norte y de los muros laterales. En otras zonas como el ábside o el coro hay pinturas mucho más recientes.

PInturas dieciochescas

Pinturas dieciochescas

El aparejo es de mampostería con cantoneras en el campanario y los ángulos del ábside. También son de buena calidad los sillares que forman las bóvedas, menor en el presbiterio y ábside donde fueron rehechas.

Las cubiertas son de losas, sustituidas en algún punto por tejas.

Al oeste de la iglesia hay un gran edificio adosado, hoy en ruinas, al que se accedía por un  portal dovelado situado a la izquierda del pórtico de entrada. Correspondía a la antigua abadía, que fue luego casa particular ampliada varias veces.

Abadía. Portada

Abadía. Portada

El cementerio se extendía al sur y al este de la iglesia. Antes de construirse la puerta norte había de atravesarse para acceder a la nave. Actualmente su muro exterior ha caído parcialmente y los hierbajos, entre los que sobresale aún alguna cruz, muestran su abandono desde hace años.

Aramendía e Iglesias indican que, sepultado por la tierra, se ve el arco del arranque semicircular del ábside primitivo. Siendo muy probable que el actual ábside no sea el original, como demuestran las bóvedas de la zona presbiterial, más modernas, yo no he podido ver los restos del primitivo, ya que la maleza hace imposible ver la base exterior del ábside.

La pila bautismal se salvó del expolio. Muestra una copa semiesférica con un amplio borde moldurado sobre un fuste helicoidal y una basa decorada con bolas. Es del mismo estilo que las de Biescas de Obarra, Aguascaldas, Espluga de Merli y Sala, todas ellas en poblaciones muy cercanas entre sí en el valle de Lierp.

Pila bautismal

Este edificio puede ser original del siglo XI, pero tan sólo la bóveda de la nave recuerda la época altomedieval. Las capillas laterales y el actual ábside  deben ser del siglo XVI y el campanario posiblemente aún más tardío. Ya en el siglo XVIII se debió añadir el coro, el pórtico y la sacristía, al tiempo que se pintaba la iglesia.

Citada en el siglo X y vinculada a Obarra, fue destruida en la incursión de Abd-al-Malik de 1006, siendo después restaurada y consagrada de nuevo en 1023. En 1212 constituía esta iglesia un priorato autónomo, que en 1295 pasó al priorato de San Vicente de Roda.

Bibliografía:

ARAMENDÍA, José Luís: El Románico en Aragón, vol. II, Cuencas del Ésera y Cinca, Librería General S.A., 2001, p. 154-156.

Catalunya Romànica, vol. XVI, la Ribagorça, Barcelona, 1996, p. 87.

IGLESIAS COSTA, Manuel: Arte Religioso del Alto Aragón Oriental, Arquitectura Románica, tomo III, Prames, Zaragoza, 2004, p. 168-170.